Imagen de Frank Holden. This file is licensed under the Creative Commons Attribution-Share Alike 3.0 Unported license.

Este delfín poco conocido era llamado en años anteriores “delfín negro” debido a que los pocos ejemplares avistados parecían tener una piel completamente negra ya que, o estaban muertos y su piel efectivamente se había ennegrecido, o eran vistos desde lejos, pareciendo más oscuros de los que son. En la actualidad también se le conoce como tunina de vientre blanco y delfín negro chileno.

El cuerpo con forma de torpedo del delfín chileno es fornido pero pequeño, lo que le confiere una apariencia curiosa. Cuenta con una cabeza estrecha y cónica, una frente baja, no redondeada y por lo tanto inclinada hacia abajo. Carece de “pico” ya que su hocico es bastante corto. Sus pequeños ojos se sitúan justo al lado de la línea de la boca, que es larga y le otorga una especie de sonrisa permanente.

La aleta dorsal es baja, redondeada y tiene forma de triángulo. Las aletas pectorales son pequeñas, triangulares y también poseen las puntas redondeadas. La aleta cauda, por su parte, tiene una muesca en la parte central.

Peso y tamaño.

Los adultos tienen  una longitud aproximada de 1.65-1.7 metros y un peso de aproximadamente 60 kilogramos. La hembra tiende a ser un poco más grande que el macho.

Coloración.

Es un delfín en cuyo cuerpo predomina el color gris. Tanto el área dorsal como la aleta caudal, las aletas pectorales, la aleta dorsal y la aleta caudal presentan un tono oscuro de dicho color, mientras que la cabeza y los flancos son más claros.  La zona del melón es visiblemente más pálida y el vientre se torna blanco desde el cuello hasta que cerca de las aberturas genitales el color se interrumpe por unas manchitas oscuras. Una franja negra inicia desde los orificios nasales hacia los ojos y de éstos hasta la aleta dorsal. Alrededor del espiráculo la piel exhibe un tono gris muy claro.

Señas distintivas.

La redondez del borde de la aleta dorsal es la característica primordial para diferenciar al delfín chileno de las especies que se le parecen, como la marsopa de Burmeister (Phocoena spinipinnis).

¿Y EN DÓNDE VIVE? DISTRIBUCIÓN Y HÁBITAT.

La especie es endémica de las costas de Chile en Sudamérica. Sus límites corresponden a 33° sur y 55° sur, desde Valparaíso hasta Tierra de Fuego, el Estrecho de Magallanes y el Cabo de Hornos.

Sus hábitats son aguas costeras de frías temperaturas y de poca profundidad. Bahías, fiordos, canales, estuarios y hasta ríos pueden ser habitados por este delfín. Cabe recalcar que sólo está presenta en Chile.

ALIMENTACIÓN.

Cephalorhynchus eutropia mantiene una dieta carnívora basada en peces, cefalópodos y crustáceos, como la mayoría de las especies de delfines. Curiosamente se han encontrado restos de algas en su estómago. Sus presas son regularmente pequeñas puesto que su propio tamaño no es muy grande.

Este cazador oportunista se alimenta principalmente de las siguientes especies:

Crustáceos

Munida gregaria (Munida subrugosa).

Cefalópodos

Calamar patagónico (Loligo gahi).

Peces

Sardina común (Strangomera bentincki).

Anchoveta (Engraulis ringens).

Róbalo patagónico (Eleginops maclovinus).

COMPORTAMIENTO.

Realmente se sabe poco sobre el comportamiento de este delfín ya que al parecer es muy tímido y difícil de avistar y acercarse a él. Los grupos observados se componen de 2 a 3 miembros, de 2 a 15 individuos y muy rara vez de 20 a 50 delfines. En otras palabras, se trata de un cetáceo que, si bien es sociable, no se estructura ampliamente como otras especies sumamente gregarias. Curiosamente, los individuos más sureños son más tímidos ya que evitan las embarcaciones.

Permanece en un área pequeña de su rango de distribución. Previos momentos a la ingesta de su alimento nada junto con sus compañeros en forma de zig-zag o en círculos para acosar a sus presas. No es raro que se asocie con otros animales, en especial con el delfín austral (Lagenorhynchus australis) y con las aves marinas.

SU REPRODUCCIÓN ES…HÁBITOS REPRODUCTIVOS.

Algunos datos relacionados con sus hábitos reproductivos no son seguros o se desconocen. En resumidas cuentas, este delfín alcanza la madurez sexual cuando tiene entre 5 y 9 años de edad.

El apareamiento puede ocurrir a principios de invierno y, dados los avistamientos de delfines recién nacidos, probablemente las crías nacen entre octubre y abril y se mantienen junto a su madre un período de tiempo prolongado.

PODEMOS CONSERVARLO. AMENAZAS Y CONSERVACIÓN.

Estado de conservación:

“Casi Amenazado”.

El delfín chileno está “Casi Amenazado” de acuerdo con la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. No se sabe el número de individuos que viven en la actualidad, pero se cree que son menos de 10,000 y que las poblaciones están declinando. Se ven amenazados por:

-Pesca directa, en ocasiones con arpones, para usar su carne como cebo para los cangrejos y como alimento humano.

-Captura incidental en las costas con redes de enmalle y redes de cerco. De los delfines muertos puede obtenerse aceite y carne.

-Crecimiento de las granjas de salmón y de mariscos, que reducen el hábitat de este delfín.

-Tránsito de embarcaciones que perturba al delfín y modifica su comportamiento.

La especie está contenida en el Apéndice II de la CMS (Convention on the Conservation of Migratory Species of Wild Animals) y de la CITES (Convention on International Trade in Endangered Species of Wild Fauna and Flora). Su estado de conservación no es alentador, por lo que se necesitan más estudios que permitan un panorama claro y que a la vez, éstos faciliten estrategias de conservación.

SDR03

[amazon_link asins='B01GS1ODPM' template='ProductAd' store='dmatic-20' marketplace='MX' link_id='6dc8fd7d-9554-11e8-81a4-c3e65f15633f']